Facebook Twitter Google +1     Admin

La información es la base de tu opción ... y nosotros nunca te la ocultamos.

Códigos QR / Qr Codes
CON TU COLABORACION Y APOYO PODEMOS LOGRAR QUE ESTE BLOG DE NOTICIAS Y SU WEB SEAN DE LO MEJOR... ¡PARTICIPA CON TUS IDEAS Y OPINION!

Temas

Enlaces

 

Aunque no todos, 'Da Vinci' no habrá…

20130707094920-central-energia-huca-nuevo.jpg

El futuro Hospital de Asturias recupera sus robots

El Principado retoma la robotización de La Cadellada que Foro había descartado en su momento «porque daba problemas»

El nuevo HUCA, que empezará a funcionar por el servicio de radioterapia oncológica, producirá energía como para 15.000 habitantes, igual que Pola de Siero

Foto: Central de energía de ocho megavatios del nuevo HUCA.

07.07.13 - LAURA FONSECA | OVIEDO, en El Comercio.

El futuro HUCA sí será un hospital robotizado. La ropa de cama, la comida y los fármacos serán transportados por el interior del complejo a través de robots guiados por un sistema de GPS o similar. En La Cadellada no habrá carros de tracción manual para llevar el material sanitario de un lado a otro, como ha funcionado históricamente en el viejo Hospital Central, donde existe una amplia dotación de carritos de la compra. La Consejería de Sanidad ha decidido retomar el proyecto de robotización que el anterior Gobierno de Foro Asturias había descartado «porque daba muchos problemas y obligaba a poner en la calle a muchos celadores», explicó en su día el que fue consejero de Sanidad, José María Navia-Osorio.

Ahora, su sucesor, el socialista Faustino Blanco, ha optado por volver al plan original, entre otras muchas cosas «porque el proyecto del nuevo HUCA pilota en gran medida en la robotización», detalló el director general de Innovación de la Consejería de Sanidad, Enrique González.

La planta subterránea segunda del futuro hospital y los más de 300 metros de largo que atraviesan casi de punta a punta las entrañas de La Cadellada han sido pensados y diseñados para el transporte automatizado de fármacos, bandejas de comida y ropa. Así lo ha podido constatar EL COMERCIO en una reciente visita a las instalaciones del nuevo HUCA realizada en compañía del consejero de Sanidad, Faustino Blanco. El sistema de robotización se denomina técnicamente ACVs, siglas en inglés de vehículos automáticos. En realidad son una suerte de cajas metalizadas con ruedas, que tienen capacidad para transportar hasta 600 kilos de peso y que componen un novedoso sistema logístico que emplean muy pocos hospitales en el mundo. En España solo lo tienen el Doctor Negrín, de Las Palmas, y el Son Dureta, de Valladolid.

Los carros de distribución circularán por los bajos del hospital y no serán vistos por el público. Cuentan con un dispositivo de control y de conexión con los ascensores de los diferentes bloques en los que se divide el HUCA, y, además, son robots recargables. Aunque el presupuesto inicial se estimaba en casi tres millones de euros, Gispasa, la empresa pública vinculada con la construcción de La Cadellada, los ha adjudicado en 1,4 millones de euros.

 

Sin barreras arquitectónicas

Lo que no retomará el Principado es la idea de adquirir el robot quirúrgico 'Da Vinci', al parecer, algo oneroso (casi dos millones de euros) para los tiempos que corren y que el director de Innovación considera que «tampoco aporta tantísimos beneficios». La intención era que este equipamiento, que estaba llamado a ser una de las 'joyitas' de La Cadellada, fuera adquirido en colaboración de Cajastur. Por lo demás, el nuevo HUCA va sumando contenidos. El pasado mes de junio, con la llegada de los primeros aceleradores lineales de oncología, La Cadellada inició el proceso de instalación del equipamiento tecnológico, al que se destinó un total de 90 millones de euros. La pretensión del consejero Faustino Blanco es que el nuevo hospital comience a recibir a sus primeros pacientes «en enero de 2014». El nuevo HUCA abrirá por fases. El pistoletazo de salida lo darán los búnkeres de radioterapia oncológica. La actividad más compleja, como son los quirófanos y la atención de urgencias, será lo último en arribar al nuevo emplazamiento.

Según detalló el consejero, la mudanza durará entre seis y nueve meses. Blanco mostró su satisfacción porque el futuro HUCA recibiera el visto bueno de asociaciones de discapacitados. «Nos han dicho que estaba todo muy bien pensado y que no había barreras arquitectónicas». Incluso, los pacientes ciegos dispondrán de un sistema de citación por vía telefónica, detalló. Las cifras del complejo de La Cadellada meten miedo. Dicen que su central puede generar energía como para una población de 15.000 habitantes, el equivalente a Pola de Siero. Si se cortara la luz, sus quirófanos tendrían además dos horas de autonomía cada uno.

Visitas para la plantilla del viejo centro a partir de septiembre

07.07.13, El Comercio.

Llegado septiembre y concluidas las fiestas de San Mateo, en Oviedo, la plantilla del viejo Hospital Central visitará el futuro HUCA para comenzar a familiarizarse con el que será su nuevo lugar de trabajo. Aunque parte del personal ya ha estado en La Cadellada alguna vez, la Consejería de Sanidad ha programado una serie de visitas para formar a los trabajadores en las nuevas herramientas que encontrarán el HUCA nuevo. Uno de los principales cambios será la desaparición del papel. En La Cadellada todo funcionará a través de ordenadores y sistemas digitales.

VER NOTICIA ANTERIOR DIRECTAMENTE RELACIONADA

07/07/2013 09:49. Administrador ;?>

Comentarios » Ir a formulario



Plantilla basada en http://blogtemplates.noipo.org/

Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris