Facebook Twitter Google +1     Admin

La información es la base de tu opción ... y nosotros nunca te la ocultamos.

Códigos QR / Qr Codes
CON TU COLABORACION Y APOYO PODEMOS LOGRAR QUE ESTE BLOG DE NOTICIAS Y SU WEB SEAN DE LO MEJOR... ¡PARTICIPA CON TUS IDEAS Y OPINION!

Temas

Enlaces

 

Interesantes opiniones de Gerardo Iglesias en la presentación de su nuevo libro con «150 historias que claman contra la impunidad» de la dictadura…

20150925103755-gerardo-iglesias-2015.jpg

Gerardo Iglesias atiza a la izquierda

El fundador de IU critica a Llamazares, a Villa y a Carrillo y lamenta la estructura organizativa elegida por Podemos

 

Luis F. Campiello, en ASTURIAS24

 

"Y ahora pregunto yo. ¿Qué va a ser de Llamazares si se va de IU?". La frase, de Gerardo Iglesias, sirve para resumir el repaso que dio esta mañana a la izquierda política durante la presentación de La amnesia de los cómplices, su nuevo libro. El fundador de IU no eludió ningún tema de actualidad y atizó sin miramientos a los diferentes partidos. De IU criticó a Llamazares y el pacto autonómico con el PSOE, a los socialistas les reprochó que sigan instalados en el bipartidismo y de Podemos afirmó que no le gusta su modelo organizativo, aunque para la formación de Pablo Iglesias tuvo palabras de elogio y reconocimiento. También reprochó al PP que "cada vez está más cerca del franquismo".

 

Gerardo Iglesias, que en varias ocasiones había reconocido su afinidad a Podemos, recordó que "no pertenezco a ningún partido", aunque aseguró que siente simpatía "por el movimiento 15-M, las mareas y en consecuencia por Podemos, porque nace de ahí". A pesar de ello, el político asturiano señaló que "esperemos que esa movilización social no ceda y que las nuevas fuerzas emergentes no acaben siendo rehenes de las institucuiones". "Los nuevos partidos tienen que seguir pegados a la calle para que se produzca un cambio político", espetó Iglesias, quien criticó a Podemos "una estructura organizativa vertical que no ayuda a movilizar a la ciudadanía". Sin embargo, para esta organización fue para la única que tuvo palabras de reconocimiento, ya que afirmó que "han hecho una aportación fundamental porque ellos han puesto la agenda política de este país patas arriba".

 

Una vez finalizado el capítulo de elogios, el fundador de IU volvió a la carga. "Ojalá se peguen a la calle los que han estado recluidos en las instituciones. Y ahí incluyo, con dolor, a IU", sentenció antes de añadir que "IU nació para ser algo parecido a lo que es Podemos, pero muy pronto se recluyó en las instituciones"… (leer más)

 

Desde el mandil de Pasionaria

Una comida con Gerardo Iglesias, exlíder del PCE y fundador de IU, que repasa las grandezas y miserias de la izquierda patria

 

Luis Ángel VEGA, en La Nueva España.

 

Gerardo Iglesias Argüelles (La Cerezal, Mieres, 1945) asegura que no quiere hacer sus memorias, y eso que aportarían luz sobre esos años cruciales en los que cristalizó la Transición; ésa que hicieron, como afirma, bajo la amenaza de las fuerzas oscuras que habían ahogado en sangre la esperanza de la Segunda República. Iglesias se siente más en deuda con los derrotados, con los presos de la cárcel de Langreo que fueron masacrados en la cuesta de Vindoria, o con los "fugaos" liquidados sin misericordia, para los que exige "verdad, justicia y reparación" en una España que "imprescindiblemente" debe emprender "un proceso constituyente". En una comida para presentar su segundo libro -"La amnesia de los cómplices" (KRK), que reúne 150 historias de la represión en los primeros años del franquismo-, Iglesias desgrana, fue el primer líder nacional de IU, algunos de sus recuerdos y repasa las grandezas y miserias de la izquierda. Es una ocasión de oro, porque Iglesias se prodiga poco. Vive solo en Oviedo, alejado de la política, ocupado en sus libros.

 

Si se le preguntan qué día mataron al guerrillero Quintana, lo dice sin apenas esfuerzo: "14 de agosto de 1950". Pero es que esa fecha coincide con el mismo día en que a su padre lo detuvieron y lo dejaron reventado de una soberana paliza. Él tenía 5 años, pero esas cosas, dice, no se olvidan.

 

Y forjan un espíritu rebelde. Hace poco se cumplió medio siglo del asalto a la Comisaría de Mieres, un hecho insólito, el primer acto de protesta de los mineros desde la Guerra Civil. A Iglesias se le pone una sonrisa de veinte años cuando rememora cómo contribuyó a encender aquella revuelta. Habían despedido a finales del 64 a 400 en los pozos. Luego, en marzo del 65, detuvieron a José Ramón Fernández, "Teverga". "Íbamos dos en una moto y yo detrás dando palmas para que nos siguiera la gente", relata Iglesias. Intentaron entrar en el cuartel de la Policía Municipal, donde se había atrincherado el cabo Blanco -"un animal"-, y luego fueron a la Comisaría, para liberar a Teverga. Lograron entrar en ella, pero fueron desalojados. De aquella gesta quedan algunas fotos, en las que se ve volar por los aires las gorras de plato… (leer más)

 

 

«Villa siempre me pareció un matón»

Azahara Villacorta, en El Comercio.

 

Hablar lejos de los micrófonos con Gerardo Iglesias (La Cerezal, Mieres, 1945)es escuchar historias de La Pasionaria cocinando con el mandil puesto («era una mujer de otra pasta, la única que me impresionó junto con Fidel»), de Carrillo buscando protagonismo en La Zarzuela y «haciéndoles la cama» a unos y otros («no tenía un el colmillo retorcido, tenía varios») o «del abuelo guerrillero de Cherines». El exsecretario del PCEy de CCOO y fundador de Izquierda Unida («ahora quieren atribuirle la fundación a Anguita, cuando ni la olió»), desvinculado de la formación desde 1991 y con «la espalda destrozada» tras el accidente en la mina al que le siguieron varias operaciones, no concede entrevistas, pero ayer hizo una excepción para presentar su nuevo libro, titulado ‘La amnesia de los cómplices’, un volumen de 800 páginas que le ha llevado dos años de trabajo y en el que cuenta «150 historias que claman contra la impunidad del franquismo» acompañadas de fotografías de sus protagonistas. Algunas de ellas, encontradas «en Estados Unidos, Canadá, Venezuela o Francia» en manos de los descendientes de las víctimas. Por respeto a ellas, se ha guardado las más crueles. Aquellas en las que aparecen mutilados, torturados, asesinados, tirados en las cunetas.

 

¿Quiénes son los cómplices?

 

Los que, después de 37 años, siguen negando el reconocimiento a las víctimas de una dictadura criminal. Hay cómplices que mantienen vínculos con el régimen y otros que estuvieron en la oposición al franquismo, pero que callan. Yel que calla otorga. El Gobierno se niega y el PSOE, que espero deje de ser el primer partido de la oposición,calla. Yhay silencios cómplices.

 

Narra episodios muy crueles.

 

Me viene a la memoria lo que ocurrió en el Cuesta Vindoria, en Ciaño. Sacaron a unos cuantos hombres y mujeres de la cárcel de Laviana y, en un matorral, los asesinaron a todos. Dos de las mujeres estaban embarazadas. Una, de ocho meses. Al final, apareció el feto de encima de su vientre después de haberla rajado. Hay historias realmente escalofriantes, muy duras. Pero eso es lo que ha ocurrido y lo que tiene que saberse. Este país no puede pretender construir su futuro sobre miles de fosas comunes y de cadáveres a los que no les han concedido siquiera el derecho a un entierro digno.

 

¿La ley de memoria histórica no ha supuesto un avance?

 

Fue un parche mal pegado. No ha resuelto prácticamente nada… (leer más)

 

VER ARTICULO ANTERIOR RELACIONADO

25/09/2015 10:37. Administrador ;?>

Comentarios » Ir a formulario



Plantilla basada en http://blogtemplates.noipo.org/

Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris